Tag Archives: Canal 9

Paco Telefunken y la unidad valenciana

29 Nov

De manera irónica, y seguramente con ojos desorbitados, el PP está asistiendo a las consecuencias de cerrar Canal 9, que no son otras que las de haber conseguido justamente lo que trataba de evitar, y lo que no ha logrado nadie en muchos años: unirnos como valencianos, en vez de acallarnos.

 

Multitudinaria manifestación contra el cierre del pasado 9 de noviembre

Multitudinaria manifestación contra el cierre del pasado 9 de noviembre

fabrartvv--647x320

1384019295_444708_1384034319_noticia_normal

Fabra-Peppapig-solucion-Canal-9

Los últimos días y minutos de Canal 9 han sido todo un ejercicio de romanticismo; los últimos segundos, terroríficos y de una chapucería sin precedentes.

Un gesto emocionante por parte de los trabajadores que llega tarde, sí, pero que llega al fin y al cabo, y que, más importante todavía, ha provocado que los valencianos reaccionemos, saliendo a la calle para protestar contra el gobierno: un gobierno que ahora se tambalea, dando palos de ciego, con unas prisas y una superioridad que pone los pelos de punta y recuerda sistemas que son de todo menos democráticos.

Senyors de la Generalitat: la jugada no les ha podido salir peor. Probablemente creían que nos quedaríamos tranquilamente en casa, como hemos venido haciendo con las decenas de casos de corrupción, despilfarro y negligencia política que llevan restregándonos por la cara los últimos años. No les faltan motivos para hacerlo: es cierto que los valencianos somos en general un poco pasotas; tan pasotas que hasta tenemos una palabra para describirlo: meninfotisme. Más o menos traducible a: “me la pela lo que pase, mientras no me afecte”. Pero creo que está demostrándose que hay algo que sí nos afecta y con lo no contaban, como en realidad no contábamos ya muchos de nosotros, empequeñecidos y derrotados como nos sentimos: y ese algo que nos importa no es otra cosa que la lengua, razón esencial por la que se aprobó la creación de Canal 9 por unanimidad hace 29 años. Una razón que se les escapó, porque simplemente es algo que no entienden: a la vista está  que no la hablan, ni la defienden, ni les importa.

Como en toda buena alegoría, Paco Telefunken ha resultado ser la imagen que necesitábamos para encender la última chispa que hará que todo vuele por los aires:

Paco Telefunken, un buen tío

Paco Telefunken, un buen tío

Paco Telefunken ha sido el héroe que veníamos necesitando: un valencianoparlante que se ha negado a cortar la señal, porque, queremos creer, entendía el significado de lo que iba a hacer: dejar a un pueblo sin el único medio de comunicación que tienen en valenciano. O puede que sólo se haya acojonado y le aterrara la idea de volver a su pueblo con esa carga a sus espaldas. Sea como fuere, el caso es que no lo ha hecho, pasándole el marrón a otro señor de pelo cano y mirada distante, que casualmente hablaba en castellano, y que, arropado por decenas de policías, ha acabado, sin despeinarse, con 24 años de emisión.

El cierre de Canal 9 ha sido la gota que ha colmado el vaso y la paciencia de los valencianos: demostrar tan a las claras, con tanta impunidad y arrogancia, que los valencianos, nuestra cultura y nuestra lengua les importan una mierda muy gorda, no les saldrá gratis.

Con este corte a negro, el PP ha firmado su sentencia de muerte en nuestra terreta. Tiempo al tiempo.

sin señal